Skip to main content
Buscar

Labios secos: Causas y tratamiento

labios secos

No importa cuánto te esmeres en tu rutina de cuidado de la piel, es probable que estés descuidando tus labios. Entre la limpieza, tonificación e hidratación del rostro, tus labios tendrán suerte si te aplicas al menos un bálsamo labial, sobre todo cuando los notas especialmente secos. No obstante, es posible que a medida que bajen las temperaturas notes que tus labios están más secos de lo habitual y quizá no sepas cómo cuidarlos correctamente en invierno.

Causas de los labios secos

La piel de tus labios es mucho más fina que la del resto del cuerpo y no tiene glándulas sudoríparas ni sebáceas. Eso significa que la piel de los labios puede secarse mucho más rápido que la piel de la cara, por ejemplo, ya que no tiene lípidos protectores que mantengan la humedad. En invierno es muy común que los labios se agrieten ya que el aire frío y la escasa humedad pueden afectar su humectación.

Remedios para los labios secos

Cuando baje la temperatura, pon en práctica estos 5 remedios para evitar que tus labios se sequen o agrieten:

Bebe más agua

Los labios secos y agrietados podrían ser un signo de deshidratación, un problema muy común cuando las personas pasan mucho tiempo al aire libre y consumen demasiado alcohol. Si te mantienes bien hidratada bebiendo la cantidad de agua suficiente durante todo el año, no deberías tener los labios deshidratados. No obstante, si te preocupa ese problema, deberías consultarlo con tu farmacéutico o médico de cabecera.

labios secos Neutrogena

No te lamas los labios

Pasarte la lengua por los labios secos puede hacer que caigas en un círculo vicioso. Cuanto más lo hagas, más secos los sentirás y más querrás lamerlos para rehidratarlos. Por desgracia, cuando la saliva de la lengua se evapora, arrastra consigo la humedad natural de los labios. Si tienes los labios agrietados, también deberías evitar morderlos o pellizcarlos pues estos hábitos retrasan la sanación.

Usa un exfoliante labial

En los labios, al igual que en la piel de la cara, se pueden acumular células muertas. Usar un exfoliante labial suave una o dos veces a la semana puede ayudarte a eliminar esas células muertas para que tus labios luzcan más saludables. En el mercado encontrarás diferentes tipos de exfoliantes, pero también puedes prepararlos fácilmente en casa mezclando un poco de miel con aceite de almendras y azúcar. Aplica esa mezcla sobre tus labios y frota suavemente realizando movimientos circulares.

Hidrátalos

Usar un bálsamo labial formará una barrera protectora que te ayudará a mantener tus labios suaves e hidratados. Cuando sientas que tus labios están secos o agrietados, la mejor solución para aliviar esas molestias y mejorar su apariencia consiste en recurrir a un bálsamo labial con regularidad.

protector labial

Lleva uno siempre contigo en el bolsillo o en el bolso, para que lo tengas a mano cuando lo necesites.

Usa un protector solar para labios

La piel de tus labios es muy fina y contiene muy poca melanina, el pigmento que protege la piel del sol. Eso significa que los labios son muy sensibles al sol y pueden quemarse fácilmente, incluso en invierno o durante los días nublados. Por eso, si quieres proteger tus labios, lo mejor es que uses todos los días un bálsamo labial con factor de protección solar, como el Protector Labial SPF20 de Neutrogena®.

Pero recuerda que la protección solar suele desaparecer más rápido de los labios que del resto del cuerpo al hablar, comer o lamerte los labios. Por tanto, si quieres mantener un buen nivel de protección, asegúrate de aplicar el bálsamo cada cierto tiempo.

piel seca

¿Tienes la piel seca? Descubre las causas y el tratamiento