EL CUIDADO DE LOS LABIOS

Mantener los labios en buen estado es posible incluso en las condiciones más extremas. A continuación, te proponemos algunos trucos y consejos para mejorar la protección y el cuidado de tus labios

Trucos para cuidar tus labios

  • No humedezcas los labios con la lengua.
    Cuando tenemos los labios secos y agrietados, a menudo tenemos el reflejo de humedecerlos con la lengua. Los labios producen naturalmente una capa fina de grasa pero la saliva elimina esta protección. Por lo tanto, es esencial evitar este reflejo contraproducente.
  • No arranques las pieles muertas.
    Es cierto que las pieles muertas son antiestéticas, dan vergüenza y deshacerse de ellas arrancándolas es una gran tentación, pero hay que evitar este gesto a toda costa. Lo mejor es aprovechar el momento de la ducha para eliminarlas con delicadeza: el agua las ablanda y en ese momento se pueden eliminar con una manopla, un exfoliante suave o un cepillo de dientes suave.
  • Cuida tus labios en todo momento.
    Debemos evitar la pérdida de hidratación y, para ello, lo mejor es un bálsamo específico para labios que proporcione una película protectora que limite la evaporación y favorezca la hidratación. Recuerda que los labios se deben cuidar durante todo el día hasta la noche, por eso, se debe tener a mano un bálsamo específico de labios a todas horas y en cualquier lugar: en el bolso, en la oficina o en tu mesita de noche.
  • Protege tus labios contra los rayos UV.
    La piel de los labios es más sensible que la del resto del cuerpo a los efectos nocivos del sol. Para evitar daños irreversibles y un envejecimiento prematuro, no olvides protegerla con una crema solar. Aplica un bálsamo labial por encima y repite esta rutina varias veces al día.
  • Hidrátate y adopta un estilo de vida saludable.
    Para tener los labios en estado óptimo debes limitar la sequedad provocada tanto por factores externos como internos, por lo que también debes hidratarte desde el "interior", bebiendo agua regularmente. Con un estilo de vida saludable conseguirás unos labios más bonitos, así que cuida tu dieta, evita la exposición a las inclemencias del tiempo y haz ejercicio.

Consejos para los labios agrietados

  • Evita los malos hábitos, como arrancarte las pieles muertas, y la exposición a las agresiones externas.
  • Exfolia suavemente la piel seca para que el bálsamo sea más eficaz en la capa inferior.
  • Cuida de tus labios durante todo el día con un cuidado adaptado a los labios dañados.
  • En caso de heridas o grietas profundas, consulta a un dermatólogo.

Siguenos en